Logo de la Confederación Hidrográfica del Segura, ir a la página principal

 Estás en :: Inicio > Información > Infraestructuras > Embalses > Puentes

Embalses

Embalse de puentes

Marco territorial.

Características físicas de la cuenca.

La cuenca vertiente del río Guadalentín está situada en la zona suroccidental de la Región de Murcia, entre las Sierras de Lavia, El Cambrón, Espuña y del Cura, al Norte, y las de Las Estancias, La Carrasquilla, Almenara y Carrascoy al Sur y Sureste. La divisoria de la cuenca interceptada por la presa de Puentes encuentra a la divisoria de la cuenca general del Guadalentín en el vértice La Selva, en la Sierra del Cambrón, al Norte, y en el paraje de Los Tonosas, al Sur de Vélez Rubio, en las estribaciones orientales de la Sierra de Las Estancias, al Sur.

La cuenca vertiente interceptada por la presa tiene una superficie de 1.424,7 km² y se desarrolla entre la elevación 410 m.s.n.m. en la cerrada y la elevación 2.045 m.s.n.m. en el Cerro Poyo, en la Sierra de María, en la cabecera del Río Caramel o Alcaide. La precipitación media anual sobre la cuenca es de 320 mm.

Toda la superficie del embalse pertenece al término municipal de Lorca. La creación del embalse requirió la construcción de la presa principal, sobre el río Guadalentín, aguas arriba de la presa existente, y el cierre, mediante un dique lateral de materiales sueltos, del collado situado al NNW de la del estribo izquierdo de la presa principal, en la cabecera de la vaguada en la que se localiza el poblado en que reside el personal de explotación de la presa.
 

subir

Geología y sismología.

Geología regional.

El Embalse de Puentes se encuentra en terrenos sedimentarios depositados en la depresión de Lorca, delimitada por la sierra de las Estancias, Tercia y Espuña. Estas sierras pertenecen en su totalidad a la Zona Bética, y se caracterizan esencialmente por la existencia de numerosos mantos de corrimiento.

Los sedimentos postmanto se apoyan discordantes, en la zona del embalse, sobre materiales béticos (Sierra de las Estancias), o sobre la Unidad de la Alquería, perteneciente al Subbético Interno. Ambos conjuntos se encuentran en el ámbito oriental de las Cordilleras Béticas.

El Embalse de Puentes se encuentra en el Norte del extremo oriental de la Sierra de las Estancias (Zona Bética) en su límite con la Sierra de la Alquería (Zona Subbética interna).

En sus márgenes se han identificado las siguientes unidades geológicas:

  1. Sierra de las Estancias situada al S-SW, de geología muy compleja formada por diferentes depósitos sedimentarios (conglomerados, areniscas, calizas, dolomías….) y materiales metamórficos (cuarcitas, pizarras y argilitas rojas). Sobre estos materiales se apoyan discordantes los sedimentos postmanto (Mioceno) del Embalse de Puentes.
  2. Zona Intermedia (Oligoceno-Mioceno medio), situada en la margen izquierda y derecha del río Corneros, al oeste del Embalse, y formada por materiales predominantemente arcillosos con intercalaciones de areniscas turbidíticas, con un alto índice de erosionablidad, posibles deslizamientos y baja permeabilidad.
  3. Subbético Interno (Sierra de la Alquería, Cretácico Inferior-Oligoceno), en la zona noroeste y norte del Embalse. Se han diferenciado 5 formaciones (S1-S5) de diferente edad y litología, pero predominando en todos la componente calcáreo-margosa. De ellas, la S-1, compuesta por margas y arcillas verdes oscuras, muy plásticas, junto con la S-3, de litología similar, son las zonas más erosionables de este Subbético. La S5 es potencialmente la más permeable (calizas), aunque no se tienen datos de campo ni de laboratorio de esa zona en cuestión sobre su verdadero grado de permeabilidad y porosidad.
  4. Sedimentos Postmanto, que se encuentran apoyados de forma claramente discordante sobre materiales del Subbético Interno (Sierra de la Alquería) y del Bético (extremo oriental de la Sierra de las Estancias), en ambas márgenes del Embalse de Puentes. Están formados por materiales calcáreos, margosos y areniscosos y, suprayacentes a estos materiales, depósitos pliocenos y cuaternarios que afloran al N y NE del Embalse, en su parte central y sobre todo en ambas márgenes de la cerrada.
  5. Los materiales calcáreos y areniscosos correspondientes a los sedimentos postmanto definidos, forman la cerrada y el cañón del Embalse, siendo los materiales más resistentes y menos erosionables, pero también los más permeables, sobre todo la formación M4, que es la zona donde existían importantes filtraciones de agua del Embalse nº 3 hacia fuera de éste.
  6. Cuaternario (Q), distinguiéndose materiales aluviales y coluviales en los cauces de los ríos y grandes arroyos, terrazas formadas por gravas y arenas en la margen derecha del vaso, y los tarquines que rellenan el mismo así como otros depósitos artificiales de diferente naturaleza.

Geología y geotecnia del vaso y de la cerrada.

El estudio detallado de la cerrada en la fase de proyecto partió de los datos y conclusiones del informe del S.G.O.P. (Estudio 7/87) relativo al recrecimiento de la Presa de Puentes.

Antes de ejecutarse las inyecciones de consolidación en la cimentación de los bloques los ensayos de permeabilidad alcanzaron cifras de mas de 10 uds. Lugeon, e incluso pérdida total, en ciertos niveles.

La campaña de investigaciones realizada durante la redacción del Proyecto, incluyó la perforación de cinco sondeos mecánicos, alineados en un perfil trasversal al cauce, que alcanzaron profundidades comprendidas entre 40 y 106 m.

Los esquemas siguientes son una representación de los materiales del entorno del embalse y de la cerrada.

Dibujo planta geológica de la cerrada
Planta geológica de la cerrada

Los datos de proyecto se completaron con los obtenidos durante las excavaciones, y a través de los ensayos e inyecciones de consolidación realizados durante la fase de construcción de la Nueva Presa.

Dibujo columna litológica en el entorno de la cerrada de Puentes
Columna litológica en el entorno de la cerrada de Puentes

Los rasgos morfológicos característicos de la cerrada y su entorno, pueden resumirse en los puntos siguientes:

  • Aguas abajo de la Presa nº 3, el cauce del río Guadalentín forma un cañón de paredes verticales; en sus márgenes se encuentra gran cantidad de depósitos artificiales (escombreras y materiales antiguos de la presa destruida).
  • El vaso, en la zona de la cerrada, está lleno de tarquines fluidos y consolidados, depósitos éstos que ocupan más de la mitad de la capacidad inicial del embalse de la antigua presa como consecuencia de las aportaciones sólidas del río Guadalentín, que son del orden de los 500.000 m³/año.
  • En la cerrada, por debajo de los tarquines hay un espesor considerable de acarreos que rellenan el fondo del cañón, encajándose cada vez más hacia la antigua presa (Presa nº 3), originando importantes cantiles, sobre todo en la margen derecha del embalse, donde también hay mayor desprendimiento de bloques calcáreos.
  • Aparte de los tarquines y de los acarreos definidos anteriormente, la zona de la cerrada está ocupada por materiales miocenos calcáreo-arenosos hacia el techo, y margosos en la base, que buzan unos 10º al Este y Sureste, estando dichos materiales divididos en las cinco formaciones principales (7 en total) de la columna litológica que también se ha representado en la página anterior.

Las investigaciones realizadas han determinado las conclusiones siguientes:

  • El espesor de estos conjuntos litológicos no varía prácticamente en toda la cerrada.
  • El nivel M4 de calizas cristalinas, de mayor espesor, es altamente permeable, como así lo indican las pérdidas totales de agua de perforación.
  • La potencia de los acarreos en el fondo del vaso de lo que ha sido la nueva cerrada varía entre 10 y 20 m, apareciendo debajo unas margas impermeables.
  • Las zonas de mayor erosionabilidad del vaso se sitúan al NW, en la margen izquierda del río Luchena, al sur del cerro del Buitre, en la parte central del embalse, en la zona del Cortijo de las Marinas, y en ambas márgenes del río Corneros. Esta calificación aconseja acometer acciones correctivas hidrológico-forestales en los barrancos y ríos principales que desembocan en el embalse para limitar su atarquinamiento.

subir

anterior siguiente volver